15 Cosas que haces ahora que eres adulta y que tu niña interior siempre odió


Martes, 14 Marzo 2017
15 Cosas que haces ahora que eres adulta y que tu niña interior siempre odió

La infancia fue sin duda tu mejor etapa: tus preocupaciones se basaban en ver caricaturas, que mamá comprara cereal de colores y conseguir los mejores patines en línea del mundo. También fue la época en la que comenzaste a tomar tus propias decisiones y creaste tus propios gustos.

Sin embargo, hoy que eres adulta tus gustos han cambiado significativamente, desde la música hasta tu alimentación tienen un nuevo concepto, y no hablemos de las responsabilidades. Aun así, hoy tienes una nueva visión del mundo y una libertad que no cambiarías por nada del mundo.

1. Algo pasó con la música clásica

chica escuchando música

De niña: ¡Qué aburrido! Jamás escucharía eso.

De adulta: Es tan agradable y relajante, lo mejor de todo es que no tiene letras que me recuerden a mi ex.

2. Los momentos del baño cambiaron

chica duchandose

De niña: ¡No! ¿Por qué otra vez si ya me bañé antier?

De adulta: Necesito llegar a casa y darme una ducha para matar todos los gérmenes que se me pegaron en el metro.

3. Conoces el mundo de los sabores

chica cocinando

De niña: ¡Qué asco! Mi cereal está aguado; ya no quiero comer.

De adulta: A ver, tengo mayonesa, aguacate y sopa de ayer. Muy bien, lo mezclaré todo y a comer se ha dicho.

4. Visitas el universo de las verduras

chica comiendo verduras

De niña: ¿Brócoli? ¿Zanahoria ¿Calabaza? ¿Acaso me quieren matar?

De adulta: Necesito comer más verduras y más fibras o nunca perderé esta grasa acumulada.

5. Con cafeína la vida es mejor

chica tomando café

De niña: No hay nada mejor que una malteada para comenzar el día.

De adulta: Mi café de las mañanas es la mejor parte del día.

6. Los días sin salir de paseo eran…

chica con ordenador

De niña: Corrías por toda la casa diciendo que estabas aburrida y que te sentías dentro de una prisión.

De adulta: Hoy agradeces estar un día en casa llena de paz y calma.

7. Ya no puedes huir de los deberes

Zoey Deschannel

De niña: Acompañabas a mamá al banco, te obligaban a limpiar tu habitación, recogías a tu hermano de la escuela y ni siquiera te compraban dulces por ello.

De adulta: Vas al banco, limpias tu departamento, compras víveres, cambias las bombillas, arreglas puertas descompuestas… sin paga alguna.

8. Cepillarse los dientes te ha transformado

chica cepillando sus dientes

 

De niña: Buscabas cualquier oportunidad para ir a dormir sin cepillarlos.

De adulta: Te asusta tener comida entre los dientes, mal aliento u olvidar tu cepillo en casa.

9. Los apegos se han ido

venta de garage

De niña: ¿Por qué tiraste mi muñeca? Aún servía…

De adulta: Necesito deshacerme de todo lo que no me pongo y de lo que no quiero limpiar. Recuerda, menos es más.

10. Caminar sin sentido ya tiene un significado

chica caminando sola

De niña: ¡Ya no quiero caminar! Ni siquiera vamos a alguna parte.

De adulta: Caminar + Naturaleza + Tiempo = Paz.

11. Las películas son…

chica viendo películas

De niña: ¡Iuck! ¿Por qué se besan y por qué todos lloran’ Mejor pongan películas de Disney.

De adulta: El mundo necesita más películas de amor y menos de acción.

12. Asistir a conferencias se vuelve un hobby 

conferencias

De niña: Qué aburrido sentarse en una silla y escuchar hablar a alguien que no conozco.

De adulta: Si tan solo pudiera volver a la universidad para absorber más información.

13. Tener tiempo para ti es lo máximo

chica pintandose las uñas

De niña: ¡Mamá, ya me aburrí!

De adulta: Es hora de pintarse las uñas, arreglar el cabello y doblar la ropa.

14. El maquillaje lo es todo

chica maquillandose

De niña: No entiendo por qué todas las mujeres se maquillan, se ven raras.

De adulta: ¡No! Se me terminó el corrector; ahora todas verán mis ojeras.

15. Todo ha cambiado

chica feliz

De niña: Nunca seré como los adultos.

De adulta: Me he convertido en aquello que no quería.


Visto en: www.okchicas.com


Sígueme en  Twitter e Instagram para que sepas más sobre este y otros contenidos.



La Hija de la Chingada

Porque todas llevan una dentro.





TE RECOMENDAMOS